Posts sobre familiares

Los abuelos son personas con plata en el pelo y oro en el corazón

Si pensamos en nuestra infancia, seguramente haya una figura que tenga un papel relevante en ella, la de nuestros abuelos. Son personas que recordamos siempre ahí para nosotros, dispuestos a jugar (casi) a lo que fuera o a comprarnos una chuche o un juguete cuando nuestros padres no querían. Les adorábamos, ¿verdad? Ciertamente nuestros mayores se merecen una celebración que honre el trabajo que desempeñan en las familias y en toda la sociedad. En España, este día conmemorativo se celebra el 26 de julio de cada año, desde 1998. Si te apetece saber más cosas sobre esta fecha y la importancia de los abuelos, continúa leyendo el presente artículo.

Una festividad a nivel mundial

Efectivamente, el 26 de julio está dedicado a la figura de los abuelos, pero es una de esas fechas que casi pasan desapercibidas, posiblemente al caer en época estival.

Muchos os preguntaréis que si ese es uno de los motivos ¿por qué no lo cambian de fecha? Pues porque el 26 de julio es, en el calendario católico el día que se celebra la onomástica de San Joaquín y Santa Ana, los padres de la Virgen María y, por tanto, abuelos de Jesús, de ahí que se haya escogido este como el “Día de los “Abuelos”

Pero, cabe destacar que esta fecha no es la misma en todo el planeta. Por ejemplo, y como curiosidad, en Polonia se celebra el 21 de enero el Día de la abuela y al día siguiente el del abuelo. En el Reino Unido es el primer domingo de octubre mientras que en Francia es el primer domingo de marzo. Al otro lado del Atlántico lo celebran el 15 de octubre en Chile, el cuarto domingo de agosto en Colombia o cada 28 de agosto en México. Más al norte, en Canadá, esperan hasta el segundo domingo de septiembre.

 

 

 

 

 

 

 

Hoy en día, la sociedad nos impone una serie de desafíos que hacen difícil conciliar la vida familiar con la profesional y en este contexto es común que cuando nos llega la hora de ser padres o madres, nos sintamos desorientados, desconcertados e incluso temerosos frente a la pregunta sobre ¿cómo ejerceremos esta labor? Es en este punto en el que los abuelos aparecen como una gran fuente tanto de ayuda como de sabiduría para padres y nietos. A menudo, son modelo de rol para los futuros padres, desde las primeras tareas de cuidado del recién nacido hasta las pautas de crianza o el mantenimiento de límites en la adolescencia.

El papel de los abuelos en los padres y en los nietos

También es importante para los mismos abuelos ejercer este rol, puesto que es una forma de sentirse socialmente integrados, incrementando el bienestar el sentimiento de utilidad, disminuyendo el sentimiento de soledad, sobre todo en momentos de pérdidas.

Pocas relaciones son tan “iguales” como la que genera un abuelo con su nieto y pocos momentos recordará el nieto cuando sea adulto, como aquellos que pasó con sus abuelos, disfrutando con ellos y de ellos, con esa complicidad que sólo pueden desarrollar juntos.

 

 

 

 

 

De hecho, se sabe que aquellos niños que crecen cerca de sus abuelos, que tienen contacto más frecuente con ellos, son más felices que aquellos otros que no tienen esa suerte. Como se conoce también que, en condiciones normales, la actividad que supone cuidar unas horas de sus nietos, es muy positiva para prevenir el deterioro cognitivo del adulto, del abuelo.

Por otro lado, los abuelos deben estar de acuerdo en pasar tiempo al cuidado de los nietos. Deberían verlo como un plan divertido, y no como una carga que los agobia. Busca una conversación con ellos a solas para asegurarte de que existe un consenso.

Por todo esto, el próximo 26 de julio, día de los abuelos y abuelas 2019, prepara algo especial: una reunión con todos los hijos, nietos y sobrinos; una salida a un restaurante; una escapada al campo o una visita a un spa o centro de masaje… Las buenas temperaturas del verano y las vacaciones escolares hacen que esta fecha sea la más indicada para organizar algo así. A fin de cuentas, se trata de agradecerles todo su esfuerzo y de demostrarles que, sin ellos, la familia no sería la misma.

Desde Gerosol, aprovechamos el momento para felicitar a todos los/las abuelas, puesto que son grades personas y nos invitan cada día a mejorar como seres humanos.

Auxiliares de enfermería y geriatría con gran corazón

Que el colectivo de la tercera edad necesite en su día a día una asistencia preventiva y terapéutica que le ayude a mantener su calidad de vida, puede resultar obvio. Pero más aún, si se cumplen las expectativas de la Organización de las Naciones Unidas, España será en 2050 el país más viejo del mundo: un 40% de su población superará los 60 años. Si tenemos en cuenta que este envejecimiento será progresivo, podemos ser conscientes de las posibilidades que brindará ser especialista en el cuidado de personas mayores.

Un trabajo de cercanía, respeto y cariño

Los auxiliares de enfermería y geriatría son profesionales fundamentales y no siempre se les da la importancia que tienen ni se les nombra con la misma consideración que al resto de compañeros/as del sector. Para que se les conozca más, queremos acercar un poco esta imprescindible figura a nuestros lectores.

Su trabajo se coordina con el resto de profesionales: médicos, enfermeros, terapeutas, trabajadores sociales, etc. En el día a día, sus principales funciones se focalizan en ayudar a las personas que lo necesiten a lavarse o a bañarse, a vestirse, a comer, a tomar la medicación, a ir al baño y a desplazarse; en tareas sanitarias como aplicar cremas o cambiar apósitos; y por supuesto, en conocer el estado de ánimo de estas personas, atendiendo a cambios de humor o de salud, por si pudiesen ser síntomas de malestar o deterioro, velando así por su seguridad.

En este artículo queremos destacar la importancia de humanizar la asistencia a domicilio de estos profesionales. En Gerosol, creemos que nunca debemos dejar de aprender, crecer y mejorar en la vida, independientemente de a qué nos dediquemos. Eso es algo que redundará en nuestro bienestar y en el de las personas con las que nos relacionamos. Si además se es personal socio sanitario, y en concreto auxiliar de enfermería y geriatría, ese desarrollo cobra especial importancia.

Por tanto, es primordial considerar a la persona. En ocasiones se queda “detrás” de la enfermedad. En demasiadas circunstancias la enfermedad, la demencia o la patología, ocupan tanto sitio y requieren tanta atención que nos podemos olvidar de Pedro, Ana, Laura…la persona. Y él o ella siguen ahí, aunque a veces sea muy difícil “verlos”.

 

 

 

 

 

 

Ponerle la música que le gustaba, leerle su libro preferido, facilitarle contextos que le sean familiares. No dejar de proporcionar un abrazo, caricia, sonrisa, un tono de voz amable. Considerar su personalidad y gustos son acciones de cuidado, que en ocasiones no se tienen en cuenta y son fundamentales. Al fin y al cabo, se necesita usar “trucos” para facilitar aquellos cuidados menos deseados por la persona durante los momentos de la higiene, de la alimentación o de la toma de un medicamento. Se trata de acciones que nunca serán iguales con una persona u otra y es esencial no olvidar que son, todos ellos, requisitos básicos para acometer la labor sanitaria con auténtica calidad

La función de estos profesionales no se limita a la persona atendida, sino también a su entorno, a sus familias, ayudando a gestionar sus inquietudes, a entender las patologías y a conocer cómo pueden ayudar a su familiar durante el proceso.

“Siento que soy su segundo yo, soy su cómplice”

Nuestros auxiliares tienen verdadera vocación, se esfuerzan, se sienten motivados, realizados y satisfechos con su trabajo de ayudar a quienes lo necesitan: personas en situación de dependencia. Ellos como ellas ponen de manifiesto en este video que adjuntamos que el servicio socio sanitario que ofrece Gerosol es muy humano. Además, se crean unos fuertes vínculos de amistad y unas estrechas relaciones de confianza, donde los propios auxiliares se sienten uno más de la familia. En sus propias palabras: “las personas a las que apoyamos nos aportan mucho”

Como mujer gran dependiente que soy, compruebo en mi piel que cuando me siento bien atendida, se tienen en cuenta mis preferencias y necesidades, y soy respetada, mi estado de salud y de ánimo mejoran notablemente. Esto, a su vez, es muy positivo para el auxiliar o cuidador/a, que incrementa su motivación y aumenta su esfuerzo para continuar mejorando. En definitiva, la humanización en este ámbito es la clave para mantener unos cuidados asistenciales de calidad.

Gracias a este grupo de profesionales gran cantidad de personas en situación de dependencia podemos tener una vida plena. Tanto es así que uno de los auxiliares de enfermería que protagoniza el video al que nos referíamos anteriormente, expresa textualmente, “me divierto en mi trabajo”, “siento que soy su segundo yo, soy su cómplice”. En resumen, Gerosol se esfuerza a diario por humanizar su servicio, poniendo corazón en lo que hace.

Fijémonos como desean ser tratados los mayores

La vejez es esa etapa de la que no podemos hablar hasta que llegamos. Ninguno de nosotros ha sido mayor antes y por eso no sabemos cómo se sienten realmente nuestros abuelos u otros parientes en estas circunstancias. En este artículo queremos hablar de la importancia que tiene cuidar y tratar bien a nuestros mayores. Y es que, con el tiempo, nos damos cuenta de todas las necesidades que requieren. ¿Sabes tú cómo hacerle la vida un tanto mejor?

Una persona que ha llegado a la vejez no puede comparar su experiencia con la de ninguno. Nadie está preparado para ser mayor y dependiente. Por esta razón es tan crucial que los familiares y cuidadores se pongan en la piel de sus mayores, así como que tengan en cuenta sus preferencias, gustos y sean sensibles a sus necesidades y deseos. De esta manera, conseguiremos que los mayores se sientan bien, satisfechos y por tanto sean más felices.

Hace algunas semanas, os pedíamos vuestra colaboración para contestar a tres sencillas preguntas. Por una parte, hemos preguntado a los propios mayores directamente sobre el trato que les gusta recibir. Al mismo tiempo, a través de las redes sociales, hemos recogido lo que piensan los familiares sobre ello. A continuación os mostramos los resultados:

¿Qué valoras más?

 

 

 

 

 

 

Coincide la respuesta mayoritaria que dan los mayores y lo que piensan los familiares. Valoran más un gesto afectivo que una palabra agradable o una sonrisa. Sin embargo, nuestros mayores valoran más de lo que los familiares creen una sonrisa.

¿Qué plan te resulta más atractivo?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La respuesta mayoritaria que dan los mayores y lo que piensan los familiares también es coincidente. El plan más atractivo es tener la compañía de un ser querido. Las diferencias más notables las encontramos en la segunda respuesta mayoritaria: los mayores muestran su preferencia a salir a pasear, en contraste con lo que piensan los familiares que creen que sus mayores prefieren ver la TV.

¿Qué cuidado disfrutas más?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Lo que más disfrutan nuestros mayores es su aseo personal, seguido del cuidado de pies y manos, coincidiendo con lo que piensan los familiares. En esta pregunta, nos han sorprendido expresando que el abanico de actividades con las que disfrutan es más amplio de lo que a priori pensábamos.

El pasado día 15 de junio se celebró el Día Mundial de Toma de Conciencia del Abuso y Maltrato en la Vejez. Hemos querido unirnos a esta celebración destacando la gran importancia que tiene un cuidado de calidad y un trato digno integrando a nuestros mayores en las pequeñas o grandes decisiones de su día a día sin que su dependencia sea una barrera física y mental. En Gerosol te acompañamos en ese camino.

El cariño debemos proporcionárselo a los mayores en grandes dosis, porque en esta edad se valora más que nunca el afecto. Pero no nos referimos a un cariño ensimismado o ñoño, sino más bien a ese cariño que se trasmite a través del interés por lo que les ocurre a nuestros mayores, por el respeto, la escucha, ese tiempo de dedicación… y que se traduce en nuestros gestos, nuestra mirada, nuestro tono cálido a la hora de dirigirnos a ellos. Y también, por qué no, el cariño manifestado mediante la caricia: esa mano que se posa, que presiona, que agarra, ese abrazo que funde la distancia y ese beso que hace sentir que no se está solo y que se es querido y valorado.

 

Apúntate a moverte y cambiar de postura

El día a día hace que muchas de nuestras acciones las realicemos de manera rutinaria, de modo que no prestemos atención a cómo las ejecutamos. Sin embargo, estas acciones son más relevantes de lo que nos pensamos, y pueden tener una repercusión en nuestro presente y futuro. Además de una buena alimentación y la práctica de ejercicio físico de manera regular, hay que prestar atención a la higiene postural.

¿Sabías que se calcula que el 80% de la población sufrirá dolor de espalda en algún momento de su vida? Si esto no se trata suele cronificarse, presentando complicaciones a nivel personal, social y laboral. Como tantas veces, la clave es la prevención.

Toma conciencia de tu postura y tus movimientos

La higiene postural nos muestra qué postura es la adecuada en cada situación para que nuestro cuerpo no sufra ninguna lesión ni a corto ni a largo plazo. Si te habitúas a estar mal sentado o tumbado en posiciones que no son las apropiadas, tu columna vertebral lo notará. Pero también hay que prestar atención cuando estamos caminando o realizando algún tipo de actividad física.

 

 

 

 

 

 

Debemos ser conscientes de nuestro propio cuerpo en cualquier momento y lugar. Esperar de pie en la cola del supermercado, o hacer tiempo sentados mientras viene el metro también son ocasiones en las que debemos cuidar nuestra postura.

Por ejemplo, la forma correcta de sentarse debe ser con la espalda recta, en posición vertical y los pies en el suelo. Pero no permanezcas así todo el tiempo, es necesario moverse. Rehúsa a quedarte durante mucho tiempo en una misma posición. Aunque debes tener la postura correcta, no puedes pasar más de una hora rígido de la misma manera.

Lo mismo sucede cuando haces ejercicio a diario, pero siempre el mismo. Imagina que te dedicas a correr durante una hora todos los días. Y ese es el único movimiento que haces entre las horas que pasas sentado en el trabajo y las que pasas sentado en casa en tu tiempo de ocio. Esa hora que has dedicado a correr, ejercitando siempre los mismos músculos, también está ayudando a provocar desequilibrios y malas posturas. ¿Cuál es la solución? Es importante realizar muchas actividades diferentes durante el día.

El cuerpo puede realizar innumerables movimientos y es necesario que utilicemos todo nuestro sistema músculo-esquelético. De otro modo, lo que estaremos creando serán músculos demasiado desarrollados y, por contra, otros que han perdido por completo su fuerza por falta de uso.

Presta atención también de tu calzado

Y por supuesto, la higiene postural también depende en gran medida del calzado que lleves. Los zapatos estrechos son responsables de deformidades en los dedos del pie ya que no tienen espacio suficiente para expandirse y crear una base amplia que soporte bien el peso del cuerpo. Cuando son demasiado rígidos, no dejan que las articulaciones se muevan con libertad y esto debilita la musculatura de pie y pierna. Los tacones, además, provocan que todo el peso del cuerpo se desplace hacia delante y se apoye únicamente en la punta, reduce la movilidad y origina problema tanto en los pies como en las articulaciones de la rodilla.

 

 

 

 

 

 

Otro de los problemas de nuestra sociedad: todo el tiempo que pasamos mirando a la pantalla de nuestro teléfono es tiempo que estás con la cabeza colgando, tirando del cuello hacia abajo. Entonces, ¿qué hago? Cuando utilices tu teléfono, procura mantenerlo a la altura de los ojos para evitar inclinar la cabeza. Y, por supuesto, cuanto menos tiempo pases mirando a la pantalla, mucho mejor.

También el movimiento es esencial para la salud de la persona en situación de dependencia, y los cambios posturales son la principal medida preventiva cuando nuestro familiar no puede valerse por sí mismo. Nuestros auxiliares trabajan para potenciar la independencia de la persona, pero si ésta no es posible se ha de realizar mediante un apoyo a la movilización, levantar, acostar, traslados de posición y ubicación para prevenir las escaras o úlceras por presión.

En Gerosol Asistencia, trabajamos por y para el bienestar de nuestros beneficiarios.

Ya sabes, cuídate. Como siempre decimos, hazte responsable de tu salud en la medida que puedas.

Reciclar medicamentos es positivo para el planeta

Si revisamos el botiquín en un hogar de una persona mayor, probablemente encontraremos medicamentos que ni recordaban que tenían o para qué sirven, y muchos estarán caducados. ¿Qué se suele hacer en esta situación? Lo más cómodo es tirarlos a la basura y olvidarnos, pero igual que tenemos en cuanta el cuidado de la salud debemos tener en cuenta el cuidado de la naturaleza.

Punto SIGRE, el destino de los medicamentos que ya no se usan

No reciclar los medicamentos produce un perjuicio irreparable nuestro en entorno medioambiental, contamina nuestros ríos, mares y altera los ecosistemas. Por ejemplo, se ha demostrado que los antibióticos son particularmente dañinos por su capacidad de crear bacterias resistentes y se han detectado deterioros hepáticos y renales por su causa en peces.

Por tanto, el reciclaje de medicamentos es una medida muy beneficiosa para nuestro medio ambiente que mucha gente todavía desconoce. Para ello, la mayoría de farmacias en nuestro país ofrecen el llamado punto SIGRE, un servicio de reciclaje de medicamentos que consiste en un contenedor que permite que depositemos en él todos los medicamentos que se nos han acumulado o que han caducado.

Debe ir al punto SIGRE cualquier medicamento, independientemente de su presentación (pastillas, jarabes, pomadas, grageas…), así como los envases vacíos, porque al haber estado en contacto con el medicamento, pueden contener partículas adheridas.

En cambio, hay otros tipos de materiales sanitarios que no se deben reciclar con los medicamentos, como son los termómetros, las radiografías, las agujas, las gasas u objetos cortantes. Éstos se deben depositar en los “Puntos Limpios” de reciclaje. Es aconsejable por tanto revisar el botiquín de casa al menos dos veces al año.

No olvidarse del reciclaje de los envases tradicionales

 

 

 

 

 

 

Ampliando un poco más el tema que nos ocupa, para un consumidor doméstico medio, reciclar significa separar los residuos, tirar cada uno de ellos al cubo correspondiente y distribuir las bolsas en el contenedor adecuado: amarillo para envases y latas, azul para papel y cartón e iglú verde para el vidrio. Sin embargo, el viaje que los desechos emprenden desde que salen de los hogares hasta que, una vez reciclados y transformados, regresan a la cadena de consumo resulta mucho más largo.

Además, la máxima ecológica de las tres erres persigue generar una conciencia sobre el consumo responsable y el tratamiento de la basura que se basa en tres actividades: reducir, reutilizar, reciclar.

¿Sabías que con 6 briks puede hacerse una caja de zapatos, 40 botellas de plástico pueden convertirse en un forro polar o que 80 latas de bebidas pueden transformarse en una llanta de bicicleta? ¡Y estos son solo algunos ejemplos!

 

 

 

 

 

Reutilizar los envases también puede ser una solución para incrementar la sostenibilidad, y se puede conseguir a través de manualidades. Por ejemplo, convertir una maleta en una cama para mascotas, zapatos viejos en nuevas macetas, o cápsulas de café en originales broches y colgantes. Además, las manualidades permiten desarrollar la creatividad, reducir el estrés y sirve como terapia ocupacional para niños, personas con discapacidad o personas mayores, pues ayuda a reforzar la concentración y mejorar las relaciones interpersonales.

Necesitamos a la naturaleza y la naturaleza necesita que nosotros la cuidemos. Por tanto, con la concienciación de todos y el esfuerzo mano a mano de consumidores, personal sanitario e instituciones conseguiremos cuidar nuestro planeta. Porque si tú no reciclas, el ciclo se para.

logo-suma-de-todosEMPRESA AUTORIZADA POR LA CONSEJERÍA DE POLITICAS SOCIALES Y FAMILIA DE LA COMUNIDAD AUTÓNOMA DE MADRID.
Gerosol Asistencia presta sus servicios en todo el territorio regional.
Números de autorización S2941, S5424 y S6584 (Rehabilitación Médico Funcional), posee todos los certificados necesarios para prestar sus servicios con la máxima garantía de calidad.

Satellite
CENTRO ACREDITADO por la D. G. de Coordinación de la Dependencia para la prestación del CHEQUE SERVICIO.

Si desea solicitar más información sobre este servicio, cómo tramitarlo y los requisitos necesarios para su gestión, puede hacer link en el siguiente enlace

.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Llámanos!